El cuerpo humano es una máquina perfecta que se desajusta cuando no llevamos un estilo de vida saludable. Si aprendemos a escuchar las señales que nos envía nuestro propio cuerpo, podremos evitar que esos desajustes acaben en dolencias o patologías serias.

Quien no ha sufrido alguna vez somnolencia, agotamiento, dolor de cabeza, contracturas en la espalda, dolor de las articulaciones, sequedad o eczemas en la piel, digestión pesada, irritación, resfriados continuos, estreñimientos, diarreas, etc. Todas esas pequeñas molestias no son más que las primeras señales de que algo no va bien, y que ha llegado el momento de pararse a reflexionar sobre el ritmo de vida. Un exceso de trabajo o de obligaciones, el estrés, una mala alimentación, la falta de descanso… son hábitos que perjudican seriamente la salud.

En la mayoría de las ocasiones, reajustar algunos hábitos puede ser suficiente: dormir las horas necesarias, una alimentación sana y equilibrada, ejercicio físico, y evitar el estrés. Los problemas emocionales también suelen ser una causa importante de muchas enfermedades.

Saber interpretar las señales de nuestro cuerpo y poder reaccionar nos evitara futuros problemas de salud. Escucha tus emociones, tus sensaciones, y tus pensamientos porque seguramente descifres gran parte del problema.

En Ayuno y Salud nos preocupamos por la salud integral del organismo. Por eso ofrecemos programas en los que combinamos, la limpieza interior, la dieta personalizada, el descanso, el ejercicio suave, junto con diversos tratamientos terapéuticos, para conseguir que el cuerpo vuelva a ser una máquina perfecta.